Moquegua e Ica lideran Índice de Progreso Social Regional 2016

Moquegua, Moquegua ocupa el primer lugar del Índice de Progreso Social Regional (IPSR) 2016, con 65.38 puntos, lo que la ubica como como la región con la mejor calidad de vida del país, según el ránking elaborado por Centrum Católica que mide la satisfacción de necesidades humanas básicas.
En la segunda posición aparece la región Ica, con 65.01 puntos, lo que la coloca junto a Moquegua como las regiones más destacadas de esta medición, alcanzando un nivel “medio alto” de progreso social.
El Índice de Progreso Social Regional mide tres pilares o dimensiones: necesidades básicas (nutrición y asistencia médica básica, agua y saneamiento, vivienda y seguridad personal), fundamentos de bienestar (acceso a conocimientos básicos, acceso a información y comunicaciones, salud y bienestar, y sustentabilidad del ecosistema), y oportunidades (derechos personales, libertad personal y de elecciones, tolerancia e inclusión y educación superior).
El director general de Centrum Católica, Fernando D’Alessio, señaló que el IPSR se sustenta en una escala que va de 0 a 100 punots, y expresó su preocupación por que ninguna región supera 85 puntos, que la situaría con “niveles muy altos” de progreso social.
Dijo que exceptuando a Moquegua e Ica, que tienen un nivel “medio alto” de progreso social (de 65 a 74 puntos), otras nueve regiones ostentan un nivel “medio bajo”  (de 55 a 64 puntos).Estas son: Lima Metropolitana (64.22 puntos), Arequipa (61.86), Tacna (61.71), Lambayeque (59.42), Callao (59.03), Áncash (58.97), La Libertad (58.75), Piura (57.06) y Tumbes (56.10).
Otras 10 regiones tienen un nivel “bajo” (de 45 a 54 puntos): Ayacucho (53.7 puntos), Junín (53.00), Cusco (50.77), Apurímac (50.58), Lima provincias (50.45), San Martín (50.23), Cajamarca (49.11), Huancavelica (48.81), Huánuco (46.72) y Puno (45.17 puntos).
Mientras que cinco regiones presentan un nivel “muy bajo” de progreso social (menos de 45 puntos): Amazonas (44.19), Pasco (44.15), Madre de Dios (43.88), Loreto (39.51) y Ucayali (39.40). “Descentralización no da frutos”.
D’Alessio señaló que el IPSR 2016 revela que el proceso de descentralización iniciado hace más de una década, no está dando los frutos esperados respecto a la generación de bienestar social al interior del país, dado que las brechas entre zonas urbanas y rurales siguen siendo muy amplias, y los pobres resultados para las regiones de la selva ameritan el diseño de políticas específicas para esa amplia zona del territorio nacional.
Destacó que este Índice constituye “una herramienta fundamental para evaluar la eficacia con la que el éxito económico se traduce en progreso social en las diferentes regiones del Perú”, porque, indicó, “mide el bienestar de todos los habitantes, a través de un enfoque holístico e integrador con distintos componentes que son esenciales para el bienestar humano”.
Agregó las regiones del Perú no han logrado un progreso social sostenido, ni siquiera considerado aceptable en estos últimos años, lo que podría indicar una vez más que la regionalización tampoco ayudó a este proceso.
Necesidades básicas humanas
Los resultados del IPSR 2016 en el pilar de Necesidades básicas humanas muestran una realidad bastante preocupante, pues ocho regiones tienen “bajos” niveles de satisfacción de necesidades.  Estas son: Ayacucho (53.37 puntos), San Martín (52.59), Junín (52.18), Cusco (50.79), Apurímac (48.21), Huánuco (47.60), Madre de Dios (47.59) y Puno (45.85 puntos).
Mientras que otras ocho regiones: Pasco (43.08 puntos), Loreto (42.69), Cajamarca (42.42), Amazonas (41.44), Huancavelica (41.14) y Ucayali (40.92) exhiben niveles “muy bajos”.
Solo Lima Metropolitana (78.81 puntos) y el Callao (78.54) tienen niveles de satisfacción calificados como altos; mientras que Ica (72.98 puntos), Tacna (69.55), Moquegua (69.15), Tumbes (69.12), Arequipa (69.00) y Lambayeque (66.76 puntos) alcanzan un nivel medio alto.
Entre la región con mejor nivel de necesidades humanas básicas (Lima Metropolitana) y la que obtuvo el nivel más bajo (Ucayali) existe una diferencia de más de 37 puntos, es decir que la ciudad capital casi duplica a la referida región amazónica.
Fundamentos del bienestar
De otro lado, las 26 regiones presentan resultados medio bajos, bajos y muy bajos en la dimensión Fundamentos de bienestar, que mide el acceso a la educación de calidad, a información y conocimiento para tomar decisiones, además si existen las condiciones necesarias para vivir una vida saludable y si la relación con el manejo de los recursos medioambientales es sostenible.
Los resultados son muy inquietantes: 11regiones (Junín, Piura, Lima Metropolitana, Apurímac, Amazonas, Huánuco, Lambayeque, San Martín, Pasco, Callao y Tumbes) se hallan con niveles de satisfacción bajos; mientras que regiones como Madre de Dios, Lima provincias, Loreto y Ucayali tienen niveles de satisfacción muy bajos; en total, hay 15 regiones en una situación preocupante: su puntaje es inferior a 55.
El grupo de regiones con un nivel medio alto de satisfacción suman 11. Ellas son: Tacna (60.68 puntos), Ica (58.61), Áncash (58.45), Moquegua (57.84), Cusco (57.56) La Libertad (57.27), Ayacucho (56.85), Huancavelica (56.81), Cajamarca (55.91), Puno (55.32) y Arequipa (55.04).
Oportunidades
Finalmente, la situación se repite en la dimensión Oportunidades donde solo Moquegua figura en la categoría medio alto con 69.13 puntos y 18 regiones en las categorías bajo y muy bajo, registrando puntajes por debajo de los 55 puntos de un total de 100. La situación extrema la registra Loreto, con 33.8 puntos.

 Fuente:RPP

¿Te ha gustado? Compártelo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Facebook