Javier Flores: Pedir que nos vayamos de la UJCM es un exabrupto

Las reacciones que ha generado la denegatoria del licenciamiento de la Universidad José Carlos Mariátegui no cesan. Los alumnos y padres piden el retiro de las autoridades y docentes principales de la casa superior de estudios, mientras que del lado de los docentes, señalan que eso no es posible.
Javier Flores Arocutipa, uno de los 23 docentes principales de la UJCM salió a responder frente al clamor social, y en tono enfático señaló que eso es un “exabrupto”, por decir lo menos es descabellado pedir que se vayan de la Universidad por una sencilla razón, tienen ganados sus derechos laborales y así está establecido.
Flores Arocutipa no sólo es docente, también ocupó cargos directivos, fue elegido vicerrector el 30 de diciembre del 2002, junto a Alberto Coayla Vilca como rector de la entonces denominada Universidad Privada de Moquegua, que dos años después, la casa superior de estudios adoptó el nombre del Amauta moqueguano.
Según detalla el docente, en el periodo 2002 – 2007, en que fue autoridad universitaria, tenían alrededor de 800 alumnos, sin infraestructura propia. Desde entonces y a manera que crecía el número de alumnos, también fue mejorando el patrimonio y los ingresos económicos de la universidad, refiere Javier Flores, tras indicar que cuando terminen los cinco años que les dio la SUNEDU, dejará la Universidad de la cual aún es parte.
Reyner Jiménez Bernaola, estudiante mariateguino sostiene que no hay garantía en la enseñanza que sigan dando los 23 docentes principales y entre los cuales está Javier Flores.

¿Te ha gustado? Compártelo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Facebook